• Twitter
  • Facebook
  • Google+
  • RSS Feed

lunes, 13 de enero de 2014

Sí a los profesionales del deporte. Sí al entrenamiento personal

 

El sector fitness se une contra el Método Osmin 
 
El viernes se estrenó en Cuatro El método Osmín. La publicidad con la que promocionaban el estreno no auguraba nada bueno, pero ni en el peor de nuestros sueños hubiéramos podido esperar nada parecido.  El método que utiliza este entrenador personal es la antítesis de un entrenamiento profesional y efectivo, realizando auténticas locuras con sus supuestos clientes que han puesto los pelos de punta a todo el sector fitness, que se une en un unánime: #NoAlMétodoOsmin.
A ninguna persona se nos escapa que se trata de un programa de televisión y que cabe dentro del terreno del entretenimiento y no del de la salud.  Tampoco se nos escapa que estos programas están guionizados y preparados al milímetro con el objetivo de causar el mayor impacto posible, lejos de la espontaneidad que tratan de trasmitir.  Pero aquí los problemas son 2:
El primero, es que prácticamente todos los ejercicios que el susodicho Osmin obligó a practicar a sus clientes, como mínimo eran erróneos, además de extraordinariamente peligrosos.  El entrenamiento personal es algo muy serio.  Un entrenamiento se prepara de manera totalmente personalizada y basándose en años de estudios sobre el ejercicio y el cuerpo humano.  Se planifican los ejercicios y sus rangos de movimiento, los pesos que va a cargar la persona, los tiempos de descanso, la dieta que debe seguir (que desde luego no es algo absurdo y peligroso como ensalada, pescado y agua) entre otros muchos aspectos.  Todo esto, no es sólo por optimizar resultados, es fundamentalmente para que la persona que entrena, lo haga con seguridad y el riesgo de lesionarse sea mínimo.  Cualquier espectador que crea después de ver el programa, que sin duda los habrá, que esos ejercicios son los que debe hacer para ponerse en forma, corre un grave peligro de lesionarse muy seriamente. 
El segundo  problema viene cuando se asocian las prácticas utilizadas para crear ese espectáculo a una profesión porque así se denigra totalmente. Imagina por un momento que Osmin hubiera sido médico, en lugar de entrenador personal y el programa hubiera tratado de cómo se enfrenta a distintas urgencias u otras situaciones propias de la profesión.  Ahora imagina que se anuncia como el médico definitivo, porque su método para operar lesiones cardiacas es el mejor, ¿cómo pensáis que hubieran reaccionado los colegios de médicos y las asociaciones de pacientes. Pues en nuestro sector sentimos que se ha descalificado a nuestra profesión.
Hay quien puede pensar que con artículos como este sólo estamos dándole publicidad a dicho programa, es posible pero como ha dicho David Pozos “Es necesario manifestarse y las redes sociales son una buena herramienta. Quedarse callado no hace más que alimentar la confusión de la gente que desconoce el verdadero trabajo de un entrenador personal y que son la mayoría.#NoAlMétodoOsmin“.  
Nuestro trabajo es muy serio y lo hacemos siempre poniendo por encima de cualquier cuestión la salud y el bienestar de nuestros clientes. Desde Selected Trainers confiamos en que los datos de audiencia no acompañen este despropósito y Osmin desaparezca de nuestras pantallas cuanto antes. Si necesitáis perder peso, hacedlo de manera saludable, SIEMPRE con la ayuda de un verdadero profesional cualificado.

¡Salud y ejercicio para tod@s! 
 
© 2013 Selected Trainers. Desarrollo Web ATSolutions Con la tecnología de Blogger.
Design by Main-Blogger - Blogger Template and Blogging Stuff